miércoles, 13 de julio de 2011

Métodos y Tipos


Existen varios métodos anticonceptivos que evitan los embarazos no deseados y previenen el contagio de enfermedades por vía sexual. Cada uno de estos presenta algún porcentaje de error ya que el único método 100% infalible es la abstinencia sexual, aunque en la vida real esta conducta se tiene en ciertos periodos de tiempo. Por lo tanto, ya sea que se esté guardando abstinencia o se esté teniendo vida sexual activa, es importante conocer los diferentes métodos. La decisión de usarlos o no seguirá siendo tuya. 

MÉTODOS ANTICONCEPTIVOS NATURALES


Los Métodos Naturales fueron utilizados por las generaciones pasadas como método de planificación familiar, es decir que durante muchos años la única forma de prevenir el embarazo en un momento inoportuno era de forma natural. Estas técnicas aun son utilizadas por muchas personas aunque no son confiables en todos los casos. En general, los métodos naturales tratan de conocer los días fértiles de la mujer o días de ovulación, ya que solo en este periodo la mujer puede embarazarse.



En la práctica estos métodos son poco confiables debido a que exigen una regularidad en el ciclo menstrual de la mujer. En el caso de los adolescentes, este no es un método confiable debido a su irregularidad menstrual y a que la mayoría de sus relaciones sexuales son de tipo casual y no hay una planeación. Algunos de estos métodos son:
Los siguientes métodos NO impiden el contagio de enfermedades de transmisión sexual.


Método de Ogino o Método del Ritmo: Consiste en identificar los días de ovulación de la mujer, teniendo como base las fechas de sus últimos ciclos Menstruales. El primer día del sangrado menstrual se contará como el primer día del ciclo, siendo el último día el anterior al inicio de la siguiente regla. Para hacer los cálculos de cuáles son los días fértiles de la mujer hay que restar 18 del número de días de duración del ciclo más corto que tenga el registro, lo que indicará aproximadamente cual es el primer día de su periodo fértil. Después se restan 11 días del ciclo más largo que tenga en su registro, lo que indicará cual es el último día de su etapa fértil. El periodo que comprende esas dos fechas sería el periodo fértil durante el cual la pareja debe abstenerse de realizar el coito. Este método no es confiable cuando la mujer es irregular en su periodo.

Temperatura Basal: Se basa en la teoría del cambio de temperatura corporal de la mujer antes y después del periodo de ovulación. Según el método, la mujer debe medir su temperatura corporal para identificar cuando comienza y cuando termina la ovulación; teóricamente la temperatura corporal de la mujer disminuye entre 0.4º o 0.2º, más o menos 12 horas antes de comenzar a ovular. Una vez comienza la ovulación, la temperatura basal del cuerpo aumenta entre 0.2º a 0.4º y permanece así hasta el momento de la menstruación. Esto significa que durante estos 6 días no podrá tener relaciones sexuales.
Este método tiene como desventajas la necesidad de tomar la temperatura basal del cuerpo todos los días y se debe disponer de un termómetro especializado capaz de medir los rangos específicos. Otra desventaja radica en que el cuerpo puede variar su temperatura por factores externos, lo cual hace al método poco confiable.

Método de Billings o Moco Cervical: Este método utiliza los cambios del flujo vaginal para identificar el periodo de ovulación. Su teoría dice que el flujo o moco vaginal cambia de aspecto durante los días fértiles de la mujer tornándose claro y elástico. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada